Por fin la espera terminó, la secuela bailable de Persona 5 ha llegado y la verdad es que es un título que cuando menos a los fans nos ha vuelto locos, pero indaguemos más a fondo sobre este juego y preparémonos para invocar a nuestra Persona (La que baila esos cumbiones locos).

Welcome to the Velvet Room… Lets Dance!

La historia es bastante simple pero funcional, has sido invocado nuevamente al Velvet Room por las gemelas Justine y Caroline (Si, otra vez se separaron) pero en esta ocasión no has sido convocado para derrotar sombras, sino a una competencia de baile para demostrarles a su hermana mayor que es una presumida (Ya tengo teorías de quien es la hermana mayor, pero para no spoilear, hagan sus teorías en equipos de 3 personas). La historia es funcional, ya que como en el juego, para ir desbloqueando nuevos temas de baile y accesorios para los personajes, tendrás que subir tu nivel de relación social con tus compañeros, a su vez estos niveles se irán desbloqueando una vez que cumplas ciertos retos y condiciones en cada tema de baile. Este modo de juego, además de ser el principal, es divertido por que las escenas son cómicas y el estilo es sumamente fiel al título original de Persona 5.

Baila… ¡Pero con estilo!

Algo que también se agradece bástate y que es que el juego, es totalmente un fan service, algo que los seguidores de la saga agradecemos. Los vestuarios pueden ser obtenidos a lo largo del juego al ir desbloqueando diferentes eventos sociales con tus compañeros ladrones, algunos de estos vestuarios te serán familiares ya que son los mismo que usaste durante el RPG, desde los uniformes de la Academia Shujin, hasta los trajes de Phantom Thieves, y algunos más “reveladores” propios de este juego y que los fans podrán disfrutar, a esto también se integraron lentes, audífonos e incluso colas de perro con las cuales podrás sentirte todo un “idol japonés”.

La experiencia del baile

La experiencia del baile realmente no tiene ninguna innovación, los controles son simples, de un lado tienes las flechas de arriba, izquierda y abajo y del otro lado los botones de triangulo, circulo y equis, además de esto puedes usar los joysticks para crear un efecto de “scratch”. A pesar de lo simple que esto suena, es bastante grande el reto en los niveles, ya que en ocasiones tendrás que coordinarte para apretar dos o hasta tres teclas a la vez, y, dependiendo de la canción, sube o baja el nivel de velocidad de las teclas. Aunado a esto, tendrás un modo “Fiebre” el cual te hará inmune a los errores por unos instantes. Es bastante entretenido estar buscando las secuencias de cada canción para poder superarla, tienes los clásicos 3 niveles (Fácil, Normal y Difícil) más el modo All Night el cual es infernal de pasar, así que tendrás un buen rato de baile para disfrutar de este juego. Lo único malo de este sistema es que en ocasiones las flechas se pierden con el video de fondo, causando que pierdas combos o incluso el juego.

Vive la experiencia en VR

Algo que tiene este título y que solo podrás disfrutar si cuentas con PlayStation VR, es una experiencia de baile con el personaje que más te gusten en Realidad Virtual, esto es entretenido para los fans del título ya que además podrás acceder virtualmente a los escenarios del juego, desde el cuarto del protagonista, hasta los palacios.

[marstheme_review post_id=”153967″]